Inicio
Jueves 22 de abril de 2010
Ediciones pasadas
Suplementos
Especiales
Contacto
   Ver la edición de HOY     Listar resúmenes del 22 Abr 2010:
Picadas
Picadas
Resumen fotográfico

Jueves, 22 de abril de 2010
LA PATRIA, Ecológico Kiswara
Idioma:
Tamaño:

El ajo ayuda a cuidar los pulmones y a curar el reumatismo y las várices


El ajo un milagro para la salud
El ajo es uno de los vegetales curativos más importantes para el reumatismo, las várices y los pulmones. La mejor recomendación es tomar un diente de ajo molido, por día para el tratamiento de distintas enfermedades, ayuda al funcionamiento del hígado, ataca el ácido úrico, combate el reumatismo, la gota y la diabetes. Por eso, es estimulante, diurético y expectorante.

Es el remedio natural con mayores propiedades medicinales demostradas experimentalmente: Efecto hipotensor a dosis altas, fluidificante de la sangre -muy utilizado por personas que han padecido trombosis, embolias o accidentes vasculares-, es un antibiótico y antiséptico general, estimulante de las defensas, vermífugo, callicida.

El ajo ayuda a prevenir y cura todas las enfermedades de las vías respiratorias. Se utiliza para eliminar parásitos y en estos casos el jugo del ajo es uno de los mejores remedios, y aún en las especies difíciles de expulsar, se obtienen resultados sorprendentes.

Ayuda a quienes padecen de ácido úrico y actúa como protector en la calcificación de las arterias. Previene la hipertensión y la mala circulación, ya que tiene una acción hipotensora. Es bueno para los riñones y la vejiga, mejora la presión alta y la circulación de la sangre y por ende de las várices.

El ajo ayuda a eliminar los viejos residuos que quedan en el organismo.

Tiene un alto contenido de fósforo y de azufre, por eso se destaca como un sedante especial para los nervios.

¿EL AJO PRODUCE MAL ALIENTO?

El ajo produce mal aliento y transpiración desagradable, sólo por un corto período de tiempo, es decir mientras se expulsan las toxinas acumuladas en el organismo, una vez liberadas éstas, ya no se despide mal olor, ni en el aliento, ni en la transpiración, ni siquiera en la orina y las deposiciones.

El olor desagradable que se atribuyen a los ajos, no es debido a los ajos propiamente dicho, sino a las toxinas acumuladas en el organismo que, al combinarse con los activos principios eliminadores del ajo, despiden ese olor desagradable.

Una persona que tiene una alimentación sana y natural, donde el ajo ocupa un lugar preferencial, no desprende ese olor tan desagradable que se le atribuye al ajo. Eso ocurre en aquellas personas que comen ajo, pero a su vez continúan una mala alimentación, en base a grasas, embutidos, bebidas alcohólicas, etc.

En esos casos, el ajo continúa constantemente eliminando toxinas, producidas por la mala alimentación, y es justamente, la constante eliminación de estas sustancias, la que producen ese olor desagradable, no el ajo.

RECOMENDACIONES PARA SU CONSUMO

Los expertos recomiendan el consumo de uno o dos dientes de ajo, acompañado con un pedazo de pan, masticándolos bien. Luego, de a poco, aumentar hasta llegar a cuatro o cinco. La cantidad depende de la tolerancia de cada persona, hay quienes llegan a comer hasta una cabeza entera sin molestias y con grandes resultados.

En casos de reuma, da excelentes resultados, crudo, rallado, aplastado o picado.

También sirve como desinfectante, por lo tanto en caso de picarnos algún insecto extraño, podemos frotarnos con ajo crudo. Es recomendable para frotar en la herida provocada por la mordedura de un perro.

El órgano que más se beneficia con el ajo crudo, es el corazón. El ajo, es el gran purificador de la sangre, y como consecuencia, también es el gran fortalecedor del corazón.

ENERGETICO Y AFRODISÍACO

Los chinos y egipcios ya utilizaban el ajo, para la alimentación de los esclavos que construían las pirámides, porque creían que el ajo les aportaba energía. También se empleó en el proceso de momificación y como moneda.

En Grecia y Roma, el ajo se consideró un potente afrodisíaco y en la época medieval se usó el ajo para librarse de brujas, vampiros y malos espíritus. En otros andares, durante la II Guerra Mundial se repartía entre los soldados para que tuvieran un remedio contra las heridas.

Si se hierve con leche (previamente pelado sin mantequilla), su efecto es positivo en los casos de eccemas, tiñas y verrugas. Para estos casos basta aplicarse un diente de ajo recién cortado.

Para quienes corren riesgos de calvicie o pérdida del cabello, los masajes con jugo de ajo en el cuero cabelludo, afirman el pelo.

HIPERTENSION Y ARTERIOSCLEROSIS

Basta comer dos o tres dientes de ajo todos los días, para ensanchar los vasos sanguíneos, lo que ahorra jaquecas, vértigos e insomnios. Su consumo es indispensable para las personas de ocupación sedentarias, en particular para las que realizan trabajos intelectuales, porque estimula el funcionamiento del cerebro, el corazón y las glándulas sexuales.

Una inhalación de ajo triturado cura la gripe, las anginas y catarros en sus etapas iniciales. Este mismo tratamiento es utilizado en casos más serios, como la tosferina, la pulmonía, inflamaciones de los oídos y de la mucosa de los ojos.

Su uso más común es agregárselo a las comidas y esto alivia enfermedades gastrointestinales infecciosas, colitis, bronquitis y en general cualquier problema inflamatorio.

La única contradicción es cuando se sufre de inflamaciones de los riñones.

La medicina popular hace tiempo que conoce un remedio muy eficaz contra la gota, el reumatismo, los cálculos renales y en la vejiga; se trituran cinco bulbos de ajo y se deja reposar en 500 gramos de vodka en temperatura ambiente durante ocho o diez días. Se toma media cucharadita tres veces al día.

COMO SE PASA EL MAL OLOR

Aquel desagradable olor saliendo por los poros es lo que viene después del ajo, debido a los componentes de azufre que tiene y que puede provocar mal aliento después de haberlo comido.

Hay soluciones caseras para combatir tales plagas.

Para empezar, luego de un banquete "ajiento" usted puede elegir entre las siguientes opciones, a saber: beber zumo de limón recién exprimido, morder perejil, tomarse una cucharada de miel si se le hace mas fácil o por último beber un vaso de leche o de vino tinto.

EL AJO NO DISMINUYE EL COLESTEROL MALO

Para aquellos que soportan el mal aliento en aras de una buena salud cardiovascular, un estudio reciente trae malas noticias: el ajo no disminuye el LDL, el llamado "colesterol malo".

"Hicimos un ensayo más grande y mejor que nunca antes, y con fondos de los NIH (National Institutes of Health), no con fondos de fabricantes de complementos. Y en cuanto a disminuir el colesterol, el ajo no funcionó", afirmó Christopher D. Gardner, autor principal del estudio y científico de nutrición y profesor asistente del Centro de investigación de la prevención de Stanford en Stanford, California.

tags: La Patria, Noticias de Bolivia, Periodico, Diario, Newspaper, El ajo ayuda a cuidar los pulmones y a curar el reumatismo y las várices

Comenta con Facebook

La Patria (Oruro), noticias de Bolivia y el mundo internacional, periódico boliviano de circulación nacional, comentarios, opiniones, entretenimientos y más. Diario de circulación nacional con alcance en Oruro, La Paz, Cochabamba, Santa Cruz, Potosí, Sucre, Tarija, Pando y Beni.

© 2014 Editorial LA PATRIA Ltda.
Oruro, Bolivia

 
Invitado (Versión gratuita)

Beneficios del suscriptor
Acceder
Ecológico Kiswara - Pág 4 de 4  

Servicios
Lo más visto
Noticias Bolivia     Minería       Deportivo     Cultural        Policial    Editorial         Ecología        Necrológicos    Avisos  Internacionales         Cultura       Oruro      Arte     Económicos      Tu Espacio
Guía Telefónica 2011

Nombre o Dirección
Número de teléfono
Gentileza de: OruroWeb      Coteor
Hazte fan de La Patria
Radio Mediterráneo FM 96.3 en vivo
MEDITERRANEO FM
      Hay 238 invitados en línea